SOLICITA UNA
COTIZACIÓN

Papel Bond

El papel bond es un papel muy común con el que tenemos contacto a diario, se encuentra en casas, escuelas, corporativos y oficinas de  gobierno.

Su nombre se debe a que en un  papel  de estas características se emitían bonos del gobierno “government bonds” y se conservó el nombre de papel bono o papel bond.

El papel bond típico generalmente es blanco, pero también se fabrica en tonos ahuesados o marfil y en colores.

Es un papel de pasta química de buena calidad, blanco, resistente, durable, de buena formación, y opacidad, se fabrica en gramajes de  50 g/m2 hasta 220 g/m2 aunque los gramajes más comerciales son 60 g/m2 y 75 g/m2.

Un papel bond  es la superficie perfecta para deslizar un bolígrafo o lápiz; el bond es el papel de escritura clásico.

La opacidad es una cualidad en este papel ya que es común usar ambos lados del papel ya sea en escritura o para impresión, además de ser una práctica sustentable el aprovechamiento máximo del papel.

El papel bond es el sustrato que se utiliza para fabricar libretas y cuadernos escolares que deben tener buena resistencia a la presión de la escritura y resistencia mecánica al borrado.

Los papeles tienen que evolucionar, ante el hecho de que cada vez más se escribe menos y se imprime más, el papel bond también ha modificado sus propiedades para asegurar una correcta adhesión de tóner para duplicación o fotocopiado, para impresión de tipo láser o de inyección de tinta.

Se han desarrollado innovaciones para estos papeles como la tecnología  ColorLok, que permite obtener colores más vivos, negros más intensos y un tiempo de secado más rápido en impresoras de inyección de tinta y  en las impresoras y copiadoras láser se obtienen resultados consistentes y de alta calidad con una reproducción del color increíble.

El papel bond es el papel que se consume a diario en miles de oficinas alrededor del mundo, que se fabrica en las medidas comerciales para papel cortado carta u oficio para ser usado tanto en impresoras caseras como  en centros de copiado.

El papel bond es excelente para imprimir libros, sobre todo los de textos extensos destinados a la lectura. Se recomiendan tonos ahuesados o con menos blancura para evitar la fatiga visual durante la lectura. El bond no refleja la luz como los papeles cubiertos, también es excelente para imprimir boletines y gacetas.

En Pochteca contamos con una amplia gama de papel bond de excelente calidad disponible en diferentes gramajes, en tonos blancos y ahuesados, para impresión industrial y cortados para  corporativos, y cetros de copiado profesional.

Visita nuestra página www.pochteca.com.mx